Portada CECOPROS(Por: fray Héctor Herrrera*El 1 de setiembre de 1990, en plena época de violencia sufrida por la Iglesia de la Diócesis de Chimbote, nació el Centro de Comunicación y Promoción Social CECOPROS Santo Domingo; desde la misma experiencia de una comunidad en Racuaybamba, que había sufrido una fuerte sequía. Un anciano sacó un poco de papas y queso. “Sólo esto tenemos y no sé hasta cuándo viviremos”.

El pueblo se reunió en la capilla para celebrar la eucaristía en torno al Señor de Mayo. El Centro de Interco-municación Social –CINCOS- había sido dinamitado. No había proyectos. Les anuncié el programa Amanecer Campesino (12/9/1983-20/7/1990) dejará de salir al aire. Una mujer de la comunidad dijo: “Hasta eso nos quitan: hablar de la Palabra de Dios y que alguien hable de nuestros derechos como personas”.

Me impactó esta experiencia. Les pregunté entonces: “en el supuesto que saquemos otro programa ¿qué nombre quisieran darle?” Y dijeron casi a coro: Surcos por la tierra y algo que nos dé esperanza. Y nació así el programa Surcos de Esperanza, el primer día de setiembre.
Había tocado las fibras del corazón y nuestro reto como familia dominicana. Por el camino de cerros y quebradas agrestes, venía pen-sando y meditando en la destrucción de la naturaleza y me preguntaba a mí mismo: ¿qué haría Santo Domingo para atender a esta gente hambrienta de pan, de agua, de la Palabra de Dios?

Semanas antes había pensado en crear un centro de comunicación. ¿Pero cómo hacerlo frente a los violentos que nos persiguen?

Surgió el nombre Centro de Comunicación y Promoción Social Santo Domingo (Cecopros). Tenía que ser una experiencia de familia: religiosas dominicas, laicos y frailes. Así nació la experiencia de una comunicación compartida y de familia. Se oficializó en 1991.
El más entusiasta de los frailes del Vicariato era fray Eduardo Ferrick quien insistía en tener una radio. El otro apoyo fue fray Bernardo Smith.
Así se gestaron estudios sobre la nueva emisora radial desde aquel entonces; proyecto tan anhelado que se concretizó en el 2003, con fray Martin Hunter (como director de Cecopros) y Nora García.

Apadrinaron las cabinas y los ambientes en lo que es hoy Radio Santo Domingo, el entonces obispo de la Diócesis de Chimbote, Mons. Luis Bambarén y la hermana Mariana O Connolly OP. Luego vendrían muchos jóvenes comunicadores sociales, hermanas dominicas, y la recordada hermana Carolina Conroy, que con entusiasmo continuó la obra.

Ha sido un centro abierto al ecumenismo, por ello recibió el apoyo de la Misión Sueca, la Fundación Populorum Progressio y Koch Foundation. Se amplió al área de video y formación en valores, prevención de la violencia familiar, comunicación y desarrollo, etc.

Además en sus temas ejes para la producción de contenidos en radio, video y prensa, estuvieron siempre el cuidado del medio ambiente, la agricultura familiar, la promoción de la identidad cultural, los derechos de los niños y las mujeres, la formación bíblica y en valores, la solidaridad, derechos humanos y la doctrina social de la Iglesia.

Evangelización, educación, formación, entretenimiento y participación marcaron esta nueva experiencia que tuvo admiradores y detractores.

Siempre buscamos la verdad, ya que es el lema de nuestra orden. Con prudencia, decisión y la fe en Jesús, el gran comunicador sostuvieron esta obra a lo largo de sus 25 años de existencia; obra que estuvo al servicio de la Iglesia, desde el primer momento. Nuestra gratitud a todas las personas que nos han acompañado en esta misión de evangelizar y educar a través de los medios de comunicación. (*Comunicador social, asociado y fundador de Cecopros)

   web-chimbote

baner al encuentro de la vida1

REFLEXIONES1

PORTADA MAR ADENTRO JULIO 2017

padre

Últimas noticias de Chimbote